miércoles, 16 de marzo de 2016

El gran derrumbe

Ni las posibles nuevas elecciones arreglarían la situación caótica y desmenuzante del PP. Frente tras frente, corrupción tras corrupción, plumilla comprado tras plumilla comprado, juez amigo tras juez amigo y no pueden ya parar, sólo esconderse y no abrir la boca.

¿Qué suele hacer un mafioso? Negar su pertenencia a la mafia. ¿Qué hace el padrino mafioso? No mancharse las manos directamente y mandar toda perrería posible para que sus delitos no lo parezcan. ¿Cómo actúa una mafia? Pues amenazando, mintiendo, comprando, corrompiendo, asustando, teniendo comprada parte de la justicia, expresándose como si fuesen santos, apropiándose de la religión como si sólo fuesen ellos religiosos...

El anterior párrafo sólo son preguntas que se pueden constatar. No digo, como se afirma, que el PP sea una mafia, pero lo parece, y tiene lazos en su parte corrupta con gente de Ciudadanos, que se ha catalogado como marca blanca del PP. Yo no creo que sea marca blanca pepera, creo que Ciudadanos es el relevo del PP por parte del poder económico y financiero que ya no puede salvar al PP. Pobres ingenuas gentes del PP que no saben que van a morir porque los poderes de verdad (el poder político no lo es ya que está subyugado al económico, al financiero) les abandonan y van a dejar que cada uno cargue con sus delitos. El poder económico y financiero ya ha conseguido lo que quería: expoliar a la ciudadanía en sus clases media y baja.

Ánimo, operación Taula, que Gürtel, Púnica y tú sois la manifestación de la gran trama mafiosa peperiana y su muerte.

1 comentario:

  1. Tras el incendio, ni los rescoldos son útiles. No queda nada. Una danza de muros agita las praderas
    y América se anega de máquinas y llanto. (Como ya predijo Lorca, cambiando "América" por... "todo el mundo").

    ResponderEliminar

Si esta entrada tiene más de 10 días, tu comentario será moderado. Así sabré que has escrito. De otro modo, quizá me pasase desapercibido.